Estoy cansada

Estoy triste.

Estoy cansada de no elegir a mi misma, aunque parezca que lo esté haciendo. Cansada del agito, de no parar nunca, de la vida frenética sin paro. Trabajando y siempre involucrándome en algo más. Nunca es suficiente. Nunca. A veces pienso que no cambiará jamás, que sea algo de mi personalidad, que sea yo.

Estoy un tanto feliz a la vez.

Soy muy inconstante y eso también me cansa! Muchas veces me angustio sin saber el porqué. La verdad es que uno siempre sabe la razón, pero no quiere lidiar con ella. Sabemos el problema, la solución, como ponerla en práctica...qué pasa es que no es una cuestión de saberlo, sino de querer o poder hacerlo.

Estoy paralizada.

Me paralizo sin saberlo, sin sentirlo. Me duele el cuerpo y tengo ganas de dormir y no despertarme. Quiero tener los mejores sueños, pero no los tengo... Quiero elegir a mi misma, pero yo soy muchas y muchos... 
¿cómo podré hacer tan difícil tarea? Dime, Diós mío! No lo sé! No tengo las respuestas, nunca las tuve, aunque pensara que tuviera.

Estoy cansada.
Publicar un comentario